Background

BLOG PIXELZ

Adéntrate en el eCommerce, la fotografía de producto y la edición de imágenes y descubre las mejores recomendaciones para tu negocio.

Resultado

La búsqueda no he econtrado ningún resultado. Por favor intente de nuevo!

Una Demostración Profesional de la Técnica del Maniquí Invisible por el Estudio Fotoempresas


Main Image
La técnica del maniquí invisible o “ghost mannequin” es una popular alternativa al uso de modelos o maniquíes en imágenes de producto. Es una manera simple y efectiva de comunicar la forma de una prenda a la vez que se minimizan las distracciones.

Crear el efecto de maniquí invisible es relativamente simple si aplicas el proceso de captura de imágenes adecuado. Los especialistas en fotografía de producto para eCommerce del estudio Fotoempresas localizado en España, han tenido la amabilidad de ayudarnos a demostrar esta técnica utilizando un estupendo vestido túnica.

En esta demostración, dirigida a fotógrafos expertos, pasaremos por alto los aspectos básicos de configuración de estudio, ajustes de cámara y postproducción. Si eres un principiante, es posible que te interese revisar alguna de nuestras guías prácticas como introducción a esta técnica.

Empecemos!

Una estilista y un fotógrafo trabajan mano a mano

Una estilista y un fotógrafo trabajan de la mano.

Divide y Vencerás

Fotoempresas utiliza un equipo de dos personas: (1) un estilista , que está a cargo de la organización de los materiales para el rodaje, la colocación de la prenda de forma atractiva, y resaltando los detalles para el fotógrafo; y (2) un fotógrafo que se encarga de la parte técnica de la captura de imágenes y de entregarlas al departamento de retoque.

Usa un Fondo Blanco o Gris

Fotoempresas utiliza un fondo blanco o gris, dependiendo del cliente. Un rollo de papel contínuo se desliza debajo del maniquí, que tiene brazos y piernas desmontables.

El papel blanco se desliza bajo el maniquí para crear un fondo sin sombras

El papel blanco se desliza bajo el maniquí para crear un fondo sin sombras.

Dale Luz

La iluminación, como siempre , es un aspecto clave en fotografía de producto. En esta demostración, utilizaremos cuatro flashes Hensel y sombrillas o “paraguas” para fotografía de color blanco.

Los flashes se repartirán en el set situando dos al frente y dos en el fondo. Siguiendo las agujas de un reloj, la luz delantera izquierda se alimenta a las nueve, la luz delantera derecha se alimenta a ocho, y ambos flashes traseros están situados a las diez. En el estudio de Fotoempresas, hay una amplia ventana que permite la entrada de luz natural en un ángulo de 90 grados.

Prepárate

Las prendas se planchan con vapor y deben prepararse con tiempo para que estén disponibles en el estudio en un perchero con ruedas o burro.

Las prendas se preparan y colocan en un perchero burro para disponer de ellas con facilidad

Las prendas se preparan y colocan en un perchero burro para disponer de ellas con facilidad.

Diseña con Naturalidad

Para dar estilismo a la prenda se debe colocar en el maniquí igual que si se preparara para una toma normal (no para maniquí invisible). Así mismo se deben tener en cuenta los detalles para mostrar la prenda como si se llevara puesta: los botones se abrochan, los cuellos se colocan y los cordones caen de forma natural.

En la primera toma, la estilista se encarga de colocar y dar estilismo a la prenda en el maniquí como si la llevara puesta.

Captura la Primera Imagen - Toma Estándar de Maniquí

El maniquí se posiciona directamente alineado con la cámara y rellena el marco. En esta demostración hemos usado una cámara Canon 6D, una óptica Canon 24-70 IS USM L f2.8, y realizamos captura remota por ordenador usando Canon EOS utility.

Hemos ajustado nuestra cámara con una apertura de diafragma f11, velocidad de obturación 1/125, ISO 100, y WB personalizado 5500 K.

Configuración del estudio de fotografía con la cámara y el maniquí preparado en comparación con la imagen captada

La cámara y el maniquí están alineados en línea recta y el producto llena el marco.

La foto se revisa en la cámara antes de capturarla usando la aplicación del ordenador (en este caso Canon EOS Utility). Realizar la captura a través del ordenador ayuda a minimizar los posibles movimientos de la cámara a la vez que te permite visualizar la imagen de forma inmediata.

Tres fotografías combinadas: el fotógrafo mirando el maniquí a través de la cámara, ángulo reverso desde detrás del maniquí, y captura remota desde el ordenador

La imagen se toma con la cámara que se dispara de forma remota desde un ordenador.

Captura la Segunda Imagen - Al Descubierto

Este es el punto en el que nos desviamos ligeramente del procedimiento estándar para fotografiar maniquíes con el fin de conseguir las tomas necesarias para crear el efecto de maniquí invisible. Después de capturar la imagen de la prenda en el maniquí necesitamos captar la parte de la prenda que el maniquí ha tapado.

La idea es que vamos a combinar las dos imágenes en postproducción con el fin de eliminar el maniquí en la imagen final y así mostrar más de la prenda manteniendo al mismo tiempo su forma natural.

Esto se puede hacer de múltiples maneras, trabajando con diferentes técnicas que se adapten a diferentes tipos de prendas. Una forma sencilla de manejar el vestido es sacarlo del maniquí y sostenerlo con las manos a la misma altura de la imagen anterior, que es lo que estamos haciendo en este caso.

Puedes ver que los cordones se deshacen ligeramente y que el cuello está abierto para asegurar que podemos visualizar aquellas partes que estaban cubiertas por el maniquí en la toma anterior.

El fotógrafo sostiene el vestido delante del maniquí,vista desde la cámara y desde el monitor del ordenador

En la segunda toma, exponemos las áreas del producto que previamente quedaron cubiertas, como el cuello

Ahora pasamos al proceso de postproducción para combinar las dos imágenes. Aquí puedes ver nuestras imágenes originales: la primera con el maniquí y la segunda mostrando aquellas áreas de la prenda previamente cubiertas, especialmente el cuello.

Estas dos imágenes se combinan en el proceso de postproducción para crear el efecto de maniquí invisible.

Las dos imágenes de arriba se pasan a postproducción para que editores expertos trabajen para combinarlas. El resultado final: aquí está.

Nuestro resultado final: una imagen de producto con efecto maniquí invisible

Nuestro resultado final: una imagen de producto con maniquí invisible.

El atractivo de este tipo de imágenes es que puedes mostrar la forma de la prenda sin ningún coste extra en modelos o la posible distracción del maniquí. Como puedes ver, no supone mucho esfuerzo adicional a la hora de añadir las tomas necesarias a tu flujo de trabajo. Únicamente supone planificación y recursos en postproducción.

Echa un vistazo a esta guía completa para ver ejemplos de esta técnica con otros productos y para aprender a utilizar el servicio de postproducción de Pixelz para que ahorres tiempo y dinero.